thinkingforthechange

100% en plural

UN SIGLO DE TRANSFORMACIONES

Image-1 Hoy es un día como otro cualquiera, estoy visitando y compartiendo con  mis colegios, porque aunque no os lo creáis estoy ahí, en cada cuadro, en cada postal, en cada clase, pasillo, galería, sala y despacho. Es como una mágica gracia que tengo para poder estar entre vosotros, preocupándome y sintiéndome  inmerso en vuestra labor de educar el corazón, pero intuyo que algo se está moviendo.

Os voy a contar lo primero que veo cuando me levanto, veo niños alegres, padres felices, profesores ilusionados que se preparan para empezar el día. Ahora mismo acaban de entrar los alumnos en una clase, para mi sorpresa no vienen acompañados de un solo profesor sino de dos, y como soy  de espíritu inquieto y me gusta saber de todo, observo como hablan de lo que van a poner en práctica un proyecto que han compartido con sus compañeros de Huelva. También veo que el profesor no habla prácticamente nada durante el desarrollo de la clase,  son los alumnos los que toman el protagonismo, es estos docente no dirigen, comparten, viven y experimentan con ellos.

No veo ningún chico disperso y distraído,  todos realizan el trabajo propuesto por sus compañeros. Manejan un libro muy raro… ;no tiene hojas, parece un espejo y  posan sus dedos encima, moviéndolos sutilmente como si lo acariciara, no lo veo bien, me voy a acercar un poco más, pues son muchos los alumnos que me dan la espalda, no están sentados mirando hacia el frente como antes, ¡cuántos han cambiado las cosas!. El trabajo lo van a compartir con otros compañeros de Málaga que también están trabajando lo mismo.

Observo que unos cantan, otros bailan, otros calculan, otros piensan … Están haciendo algo a lo  que llaman paleta, ¡qué cosa tan rara!. ¡ Dios mío, qué diantres, qué locura no entiendo nada!

En este momento desde la ventana que me ofrece mi cuadro de la pared en la sala de profesores, observo para mi sorpresa que seis de ellos que están sentado en una mesa circular, trabajan en grupo con los mismos espejos que los alumnos; Aún recuerdo los tiempos cuando se sentaban en mesas rectangulares y trabajaban individualmente en un profundo silencio.

Hoy parece que siempre trabajan en nuevas ideas de forma conjunta, creando los mas variopintos e inverosímiles proyectos; comparten y crean la mayoría de sus creaciones e ilusiones a través de estos pequeños espejos. ¿Quién me iba ha decir a mi, a finales del siglo XIX , cuando fundé esta congregación que se iba a trabajar de esta forma?

En la pizarra hay pegados papelitos de colores, que parecen mariposas, con ideas diferentes a las que llaman posit; recuerdo a mi madre riñéndole a mi hermana  corrigiéndole esa expresión : ¡“Rosario no se dice posi … se dice pues si”!; pero creo que ese no es ahora el significado.

En estos  momento veo andando por el pasillo a uno de mis alumnos más especiales,  es diferente a los demás, con sus ojos achinados y carita redonda; le cuesta un poco hablar, quizás subir las escalera. Pero qué ilusionado y trabajador lo veo con un proyecto claro de futuro. Qué feliz me siento viendo que mis colegios son plataforma para éstos, los mas desfavorecidos; ahora si: ¡ Ellos son los pobres del siglo XXI”

Recuerdo en mis oraciones , mis cartas, mis reflexiones… las ganas que tenía de expresar y compartir mis ideas al mundo. Ahora mis profesores, alumnos y familias lo expresan todo en algún tipo de periódico llamados blogs, web, plataformas ….

En la zona de infantil los niños gatean, llevan saquitos en la cabeza, se cuelgan como los monos y escuchan cuentos de algún padre acompañado por algunos de mis profesores. Los niños les  enseñan todo lo que están trabajando, comprendiendo y viviendo en su día a día.

Esta noche la en la reunión de comunidad le contaré a hna Celia y a las demás lo que he disfrutado y lo feliz que me siento. Estoy satisfecho por todo lo que la congregación ha conseguido y por las personas con las que contamos. Creo en ellas como ellas cree en mi y siento que una vez más, y como siempre, estamos creando juntos. Entre todos hemos hecho de nuestro corazón la casa de todos. Sí, nuestros colegios han cambiando mucho, pero con orgullo pienso que en todos se mantiene nuestro lema SERVIR ES REINAR.

Observo un grupo de jóvenes que no hablan ni de ciencias, lengua, mates …; están hablando de mi amigo Jesús, de su madre María, de esa inquietud de ayudar a los demás; hablan de algo que llaman ONG y han puesto después de mi apellido la palabra SOLIDARIA , Spínola Solidaria, ¡Gracias, por el detalle!

Que día más intenso no he parado de renovarme, veo que en mis colegios se trabaja, que están en un constate proceso de transformación y mejora continua; pues saben que este camino no acaba. No, si al final llevaba yo razón en eso de que hay que buscar métodos de enseñanza más eficaces y justos.

La magia que me da el ser mayor, me traslada a Salamanca; veo que os seguís formando sin importaros ni el calor ni el cansancio. Os lleváis la maletas muy bien cargadas y también,  propuestas de mejora para que en septiembre la vida vuelva a comenzar. Sí, lo que he visto me ha gustado; seguir aprendiendo y aprender disfrutando e innovando.

¡Ánimo! Siempre os tengo en mi corazón y presentes en mis oraciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 12 de julio de 2013 por .

VISITAS DEL BLOG

  • 163,662 visitas

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 417 seguidores

twitter

thinkingforthechange en Facebook

A %d blogueros les gusta esto: